miércoles, 9 de mayo de 2012

LA CULTURA DE LA PARTICIPACIÓN CIUDADANA EN LA CIUDAD DE BURGOS, ALGUNAS PAUTAS PARA SU DINAMIZACIÓN



De la Importancia y de la Necesidad de la Participación Ciudadana

La Participación de los Ciudadanos en los procesos de gestión y toma de decisiones es un elemento que mejora y legitima las actuaciones de cualquier Equipo de Gobierno Municipal, y es sabido que sin dicha participación muchas de las iniciativas y procesos, que han sido promovidos desde los Órganos de Gobierno, o desde el Área de Participación, han fracasado, o no han generado las expectativas, o el consenso, que este tipo de iniciativas requiere. En el proceso de elaboración de las Políticas de Participación, la participación de los Ciudadanos y la de sus Entidades Sociales no sólo es deseable, sino que resulta imprescindible para lograr esa corresponsabilidad tan necesaria: conviene recordar que el compromiso ciudadano, no únicamente el del Equipo de Gobierno o del Ayuntamiento, generá hábitos y comportamientos que inciden positivamente en la manera de gestionar la cosa pública y en un fortalecimiento de la Ciudadanía y de sus Entidades Sociales.

Las ventajas que se obtienen desarrollando Políticas Activas de Participación Ciudadana en cualquier proceso de tomas de decisiones y de construcción de la ciudad, entre otras muchas, son:
.- Aumentan la sensibilización ante cualquier tipo de problemas.
.- Fomentan el sentido de la corresponsabilidad ciudadana.
.- Aseguran la transparencia y la gestión de la administración local.
.- Legitiman las decisiones del Equipo de Gobierno Municipal.
.- Aportan canales y elementos de información que serían casi imposible obtener de otra manera.
.- Crean lazos de unión y puentes de diálogo entre los Ciudadanos y el Equipo de Gobierno.
.- Posibilitan la creación de nuevos canales de comunicación entre distintos sectores de la ciudad.
.- Generan una resolución más eficaz de los problemas al obtenerse diagnósticos más exhaustivos de las necesidades y una mayor riqueza en la búsqueda de soluciones y de movilización de recursos.
.- Son la herramienta que nos permite ver los problemas cuyas respuestas están sólo en la Ciudadanía.
.- Fomentan la Integración Social y refuerza y estructura territorios.
.- Identifican a los Ciudadanos en su territorio de convivencia y desarrollan el sentido de pertenencia en su medio.
.- Permiten comprender mejor las decisiones adoptadas.
.- Posibilitan las estrategias a medio y largo plazo.
.- …...

Dentro de los procesos de elaboración de Políticas Activas de Participación Ciudadana, la participación de los ciudadanos es extremadamente útil:
.- Durante la elaboración de los Diagnósticos: enriqueciendo la capacidad de diagnóstico de la realidad, posibilitando la recogida de datos y permitiendo conocer valores, percepciones y actitudes de los diferentes grupos sociales y de sus componentes.
.- Durante la elaboración del Plan de Acción y del Plan Director: enriqueciendo y ampliado el abanico de soluciones propuestas, posibilitando la expresión de diferentes opciones y opiniones; permitiendo la resolución democrática de los conflictos de intereses y de valores que se generan durante el proceso.
.- Garantizando el compromiso de los Agentes y Colectivos Sociales siendo estos los garantes del cumplimiento de los objetivos y los compromisos adquiridos.

Nuestra cultura de Participación Ciudadana

En Burgos hemos podido comprobar que la Participación de los Ciudadanos ha resultado una opción deseable, positiva, estable, y en momentos activa o estancada, también hemos notado que su puesta en práctica no ha sido sencilla por diversos motivos: apatía de ciertos Concejales y Técnicos, rechazo por parte de ciertos sectores de la ciudadanía, el excesivo coste de tiempo, la manipulación que han sufrido los Foros de Participación y los Órganos Estables de Participación por ciertos grupos de intereses políticos y particulares, la resistencia de los Equipos de Gobierno a la transferencia de parte de su poder en la toma de decisiones, etc.; pero sobre todo, lo que más la ha dificultado y sigue siendo su escollo fundamental, el escaso interés por fomentar la Cultura Participativa.

Nuestra ciudad dista todavía mucho de vislumbrar una Democracia Relacional y precisamente la falta de Participación Directa de la ciudadanía en la toma de decisiones impide que se generen Buenas Prácticas de Participación. La gran mayoría de nuestros ciudadanos participan únicamente cada cuatro años, ejerciendo su derecho al voto, y aunque es cierto que en la ciudad disponemos de Órganos Estables de Participación, Consejos de Barrio y Sectoriales, y de Reglamento de Participación Ciudadana, que regula la tan denostada participación en los Plenos del Ayuntamiento, es rara la vez que los ciudadanos hacen uso de ellos, unas por falta de información y las otras por la estructura del Órgano, no así sus Entidades Sociales, las cuáles se muestran muy activas en determinados sectores.

La Cultura Participativa es, por tanto, la tubería que une los dos vasos comunicantes, el de los Ciudadanos y el de sus Representantes, en los Procesos de Elaboración de las Políticas Activas de Participación Ciudadana y el éxito o fracaso de las mismas dependerá en gran medida de lo ancho o estrecho que logremos hacerla. Al mismo tiempo la Participación Ciudadana es uno de los pilares fundamentales en los actuales modelos de Desarrollo Sostenible, incluso en el Urbanismo, cada día más participativo, y si lo que pretendemos es alcanzar la meta de la Sostenibilidad y de la Gestión Eficaz de la Ciudad necesariamente tenemos que caminar por la senda de la participación. Sabemos que la Cultura Participativa no es algo que se adquiere de la noche a la mañana, ni aún siquiera por que exista un nutrido grupo de Colectivos Sociales y de Ciudadanos que son conscientes de su importancia, alcanzarla requiere un ingente esfuerzo, pero el algún momento hay que dar los primeros pasos y siempre tendremos una ocasión excepcional para ello. El camino para fomentar y desarrollar una Cultura Participativa no es una travesía fácil y seguramente encontraremos muchos obstáculos, tendremos demasiados tropiezos y en muchos momentos tendremos que retroceder para ensayar y aplicar nuevas fórmulas que nos permitan seguir avanzando.

Algunas Pautas, Estrategias y Metodologías que nos ayudaran a establecer 
una Cultura Participativa

Sabemos que no existen las fórmulas mágicas ni los métodos infalibles que nos permitan instaurar una Cultura Participativa, pero si que podemos exponer algunas pautas que de una manera sencilla nos ayuden a entender en que consiste la cosa participativa:

.- En primer lugar tenemos que desmontar la concepción de que participar en la toma de decisiones consiste tan sólo en votar, cuando estamos en un Consejo, en una Asociación o en una Reunión, y con eso legitimar la decisión de la mayoría. Si que es cierto que el voto es una herramienta de última instancia que ayuda a resolver muchos conflictos pero es útil cuando se han agotado todas las vías para lograr el consenso. Demasiadas veces los disensos se producen por la falta de información o por empatía, siendo estos los aspectos que tenemos que trabajar antes de recurrir al voto.

.- En segundo lugar tenemos que instaurar la idea de que la Participación que perseguimos busca:
. Construir, más que Decidir.
. Influir y Convencer, más que Imponer a los demás nuestras propuestas.
. Promocionar, más que Controlar las aportaciones de todos los Ciudadanos.

.- En tercer lugar tendremos que fomentar y originar una serie de valores participativos que generen:
. Un clima de Conciencia Ciudadana, todos convivimos en la misma ciudad y compartimos sus problemáticas.
. Un clima de Colaboración y de Confianza dónde podamos manifestar nuestras opiniones sin miedos a no ser entendidas.
. Un clima de Respeto y de Reconocimiento, para que nadie se sienta ofendido.
. Un clima de Información y Transparencia, de Diálogos y Empatas.
. Y un clima que genere el Fortalecimiento de los Procesos Relacionales.

Para todo esto es preciso superar la defensa de los intereses particulares para trabajar por los intereses de la ciudad. Sabemos que las Políticas Activas de Participación Ciudadana son políticas que se realizan pensando en toda la ciudadanía, en lo comunitario, y esto debe de pasar por el encuentro con los demás.

Los espacios de encuentro son fundamentales y estos los podremos conseguir:
.- Creando Grupos de Discusión.
.- Elaborando Diagnósticos Participativos.
.- Estableciendo Talleres de Futuro.
.- Reforzando los Foros Ciudadanos.
.- Realizando Talleres Temáticos.
.- Incluyendo las Mesas Participativas.
.- Fortaleciendo los Consejos Sectoriales o Territoriales.
.- Renovando la Oferta Educativa de la Escuela de Participación.
.- Abriendo a la Ciudadanía las Ferias de Participación Ciudadana o de Asociaciones.
.- Originando Núcleos de Intervención Participativa.
.- Etc.

En cada ocasión se debe de elegir la fórmula que más se adecué a las circunstancias, siendo lo más importante que en estos espacios se encuentren representados todos los intereses y todos los colectivos afectados por la problemática a tratar. Sea cual sea la fórmula organizativa elegida debemos garantizar su autonomía, crear el clima de confianza necesario y establecer las normas de funcionamiento. Siendo el primer ejercicio participativo el de la búsqueda de consensos.

Entre las cuestiones que tenemos que decidir pueden estar:
.- La Estructura de los Órganos Estables de Participación Ciudadana
.- Los Lugares de Encuentro.
.- Establecer el Calendario y la Agenda Participativa.
.- Desarrollar los Canales de Información.
.- Evaluar constantemente el proceso.
.- Establecer los Objetivos anuales.
.- Establecer los Objetivos relacionales.
.- Encontrar los ámbitos y sectores dónde participar.
.- Desarrollar fórmulas transversales de participación entre áreas de competencia municipal.
.- Establecer los cauces de participación en cualquier tipo de proyecto municipal a desarrollar.
.- Establecer los cauces de participación en cualquier tipo de proyecto que se pueda desarrollar en la ciudad.
.- Etc.

De la utilización de una buenas Técnicas Participativas en las reuniones con los Colectivos, las Entidades Sociales, o con los ciudadanos dependerá en buena medida que podamos alcanzar los objetivos establecidos en cada momento. Esto no permitirá elaborar:
.- El Diagnóstico con el que conoceremos los valores, las percepciones y las actitudes que tienen los Ciudadanos interesados en participar y las Entidades Sociales con las que se trabaja.
.- Proponer la generación de alternativas y propuestas creativas, imaginativas y originales
.- Decidir en la selección de propuestas y/o jerarquizarlas de manera que se prioricen las más importantes y urgentes.
.- Programar y Planificar las tareas necesarias para el desarrollo de los objetivos propuestos y la implementación de las decisiones adoptadas. Teniendo en cuenta a los actores implicados, los tiempos y los recursos necesarios.
.- Evaluar y analizar el grado de satisfacción de los objetivos previstos a partir de las actuaciones realizadas.

De los Concejales y de los Técnicos del Área de Participación Ciudadana

La Concejalía de Participación Ciudadana, su Concejala y sus Técnicos son los que por mandato social ejercen la función de Dinamizadores de la Participación, siendo esto esencial a la hora de facilitar cualquier proceso en el que se busque la participación activa de los ciudadanos. Su papel es el de velar por el cumplimiento de los objetivos planteados y el de velar para que los proyectos de participación surtan su efecto y transcurran y se desarrollen por un buen cauce. Pero han de saber que también tienen que ejercer un papel fundamental a la hora de resolver los bloqueos y a la de evitar los confrontamientos, tanto sociales como individuales.

Algunas Cualidades que deben de tener y no tener presentes los Técnicos y Concejales Dinamizadores de la Participación Ciudadana son:

.- Cualidades Positivas:
. Utilizar al máximo el sentido común.
. Facilitar y realizar los debates de manera sencilla cuando se conviertan en complicados: traducir y explicar las expresiones técnicas, ayudar de manera razonada a las personas para que puedan posicionarse, ayudar a las personas a comprender y aprender, ayudar a las personas a cambiar de opinión de una manera razonada y objetiva,...
. Animar y dinamizar los debates: reviviendolos cuando decaigan, relajándolos cuando sean conflictivos, aligerarlos cuando sean pesados,...
. Ayudar a los que más lo necesiten: a los que no se expresen bien, a los que les ataquen verbalmente por sus posiciones, a los que se sientan presionados, pensar como se siente una cuando se habla de ella,...
. Siendo positivos: cuando hay grupos más o menos difíciles manteniendo la confianza en las personas.
. Saber autoanalizarse y encontrar los fallos a los métodos establecidos.
. Siendo empáticos, manteniéndose despierto ante los cambios y situaciones.
. Mirar, escuchar y aprender en todo momento: siempre está pasando algo.
. Planificar, anticiparse ante cualquier posible inconveniente.
. Calendarizar y no dejarlo todo para última hora.

.- Cualidades Negativas:
. La Improvisación: no todo puede estar preparado y lo que está preparado puede variar; definir previamente los puntos del debate o la parte del método en la que se puede ser flexible.
. Las Prisas: el corre genera una sensación de agobio en los participantes; si no se dispone de tiempo además de ser más realista la próxima vez es mejor explicitarlo todo y acordar con los participantes cuándo retomar los temas que vayan a quedar pendientes.
. La Pontificación: sobre todo cuando no se conoce al grupo o es una reunión inicial se tiende a defenderse del desconocimiento queriendo parecer muy preparados. Esto nos lleva a un lenguaje muy técnico, a dar cosas por entendidas, a preparar proyectos ineficaces, etc.
. La Dominación: el que dinamiza es tan sólo un instrumento, un medio puesto en el proceso participativo para ayudar a los que quieren participar, por lo que tenemos que ceder el protagonismo siempre y desde el principio.
. La Seriedad: tomárselo demasiado en serio no ayuda a relajar al grupo, por lo que podemos bromear sobre nuestro propio papel, sobre los errores cometidos, etc.; todo esto nos servirá para seguir creando la confianza necesaria sin perder la perspectiva de que lo importantes en la Participación Ciudadana es el trabajo realizado y el alcance de las metas por todos establecidas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Contador de Visitas

Seguidores